top of page
Buscar
  • Foto del escritorRicardo Gomez Serravalle

Madrid, la región que nunca duerme, se está convirtiendo en la capital de Europa


El modelo Madrid se ha convertido en un fenómeno económico de éxito y referencia internacional. Su política fiscal centrada en dar soporte a la empresa y al ciudadano es parte de su secreto.

Madrid es la ciudad que nunca duerme y en la que se trabaja duramente las 24 horas del día. Con calles limpias, seguras y repletas de gente, con comercios y restaurantes llenos los siete días de la semana y que transmiten al ciudadano una ciudad que cambia a una hipervelocidad sin límites.


Su skyline se redibuja cada día cambiando de tal forma que sus rascacielos se convierten en un referente. La Torre Madrid Norte, será uno de los centros de negocios más importantes de Europa, con 330 metros de altura, superando a la actual Torre de Cristal de 249 metros y al rascacielos más alto de Londres, The Shard. Las infraestructuras que se generarán en este nuevo espacio permitirán concentrar uno de los más modernos intercambiadores del mundo, el de Chamartín, con capacidad para 105.000 pasajeros diarios. Destacan del nuevo Madrid las impresionantes y complejas obras de recrecimiento de los rascacielos Torres Colón, el Madrid Nuevo Norte, la reforma del aeropuerto de Barajas, la gigantesca reforma de Azca: Renazca, el Hospital de La Paz, el nuevo distrito Valdecarros, la nueva remodelación del Santiago Bernabéu y todo su entorno, que se convertirá en un nuevo centro de la ciudad.


La gestión del modelo Madrid se ha convertido en un fenómeno económico de éxito y referencia internacional y que ya la ponen de ejemplo profesores de economía de todo el mundo por su liderazgo de crecimiento en Europa. Su política fiscal está centrada en dar soporte a la empresa y al ciudadano con significativos ahorros de impuestos. Y ese es parte también de su éxito y un secreto, tal vez, ya a voces.


Inversores de todo el mundo tienen sus intereses puestos en Madrid, ciudad que con su política económica «greenfield» y oficinas nuevas de captación de negocio en el extranjero (las últimas en Londres y México) ha sido capaz de atraer al 64,7% de toda la inversión extranjera de España, la segunda de Europa y la duodécima del mundo. Según el Registro de Inversiones Extranjeras durante el 2022 la suma de los tres primeros trimestres, en Madrid se llegó a 14.534 millones. Sus principales inversores son además países de primer orden, otorgándole aún más credibilidad y confianza, entre otros EE UU con 4.935 millones, Australia con 1.236 millones y Reino Unido con 3.329.


Son coincidentes los informes que avalan que es una de las ciudades «top ten» para hacer negocios el de «Z-Yen Partners», la posicionó en el cuarto lugar. Madrid está acaparando la atención de las startups, empresas, multinacionales, los bancos y otras instituciones que quieren hacer negocio y es punto de encuentro de las inversiones nacionales e internacionales más significativas. Con un PIB de 230.018 millones y un PIB per cápita de 34.916 la sitúan en una posición de liderazgo. Siendo el 82% del PIB de la Comunidad el sector servicios y un 10% el de la industria. Con unas exportaciones de 30.510 millones y unas importaciones de 60.884 millones.


Todo empezó hace unos diez años con políticas económicas acertadas y generando credibilidad y confianza a los inversores a los que además se les ofrecen todo tipo de facilidades para llevar a cabo esas actividades. El capital busca seguridad para sus inversores y capital por el que compiten en Europa cuatro ciudades: Fráncfort, París, Londres y Madrid. Pero su éxito no se ha hecho esperar y Madrid ha superado a todas y cada una de las ciudades españolas y muchas europeas como centro de negocios con un ritmo que parece no tener fin y captando empresarios de otras comunidades autónomas.


Según el último censo, la población de la Comunidad de Madrid en junio de 2022 alcanzó la cifra de 6.825.000 personas, de estas 800.000 son extranjeras y 3.155.359 corresponden a su ciudad, pero Madrid dispone de una gran masa de población flotante no residente que alcanza la cifra de 1.400.000. Cifra que no es baladí y por lo que se ve obligada a aumentar sus servicios e infraestructuras durante las 24 horas del día y los siete días de la semana en una vorágine de no parar y con una eficacia por parte de su Ayuntamiento muy profesionalizada. Destinando un 18% de su presupuesto a esa población flotante generadora de riqueza a su vez para la ciudad. Según el barómetro de las 1.400.000 personas de población flotante, esta se divide en: 744.000 empleados que viajan por trabajo,155.000 estudiantes no universitarios y 47.000 universitarios, además 141.000 turistas de media que pernoctan en Madrid, convirtiéndose en toda una industria generadora de riqueza para la ciudad.


De las 5000 multinacionales implantadas en España 1.300 están en Madrid y 650 en su área metropolitana, eso arroja una cifra del 40% del total de estas empresas que optaron por Madrid. Según el informe PWC del impacto socioeconómico de «Southampton Summit» en España, afirma que se han multiplicado desde 2019 a 2021 las inversiones económicas tal es así que su recaudación ya alcanza los 2489 millones. Madrid dispone de 7000 empresas extranjeras. Dos de cada tres empresas españolas que están en la famosa lista Forbes 2000 Global Companies disponen de su sede central en Madrid. También son más de 3.500 las empresas que abandonan otras comunidades para implantarse en Madrid por seguridad económica y política.


Madrid supo ver en la enseñanza universitaria pública y en la privada una nueva forma de generar riqueza a la ciudadanía y al entorno. Siendo la educación superior privada un nuevo punto de encuentro de ciencia, investigación, generación de empleo y creación de startups a través de sus alumnos unos nacionales y otros extranjeros. Fruto de esta inversión privada, la Comunidad de Madrid amplió el sector universitario, arrebatándole a otras comunidades ese gran negocio, compuesto por seis universidades públicas y facilitar la apertura de unas 30 escuelas de negocio y 13 Universidades privadas incluyendo una de la Iglesia Católica, todas ellas de muy alto nivel. El resultado no se hizo esperar y la facturación privada fruto de esa apertura privada de Madrid al dar la bienvenida a la ciencia, la cultura y el saber dio como resultado 440 millones de euros y casi 3000 empleos nuevos en el sector.


La seguridad económica que se transmite desde un Madrid cada vez más fuerte económicamente es observado por el resto del mundo y ha hecho que América Latina, antes proveedora de una inmigración en su mayoría de mano de obra trabajadora haya dado un cambio radical y ahora sus grandes empresarios y empresas top se trasladen a Madrid desde donde se generan cientos de negocios, empleos y realizan sus inversiones.


El gran Madrid ahora tiene la capacidad económica, el liderazgo, la fuerza, la energía y el talento suficiente para llevar a cabo proyectos económicos de una atracción tan potente que día a día la consolida como la capital moral de Europa, mientras cambia su skyline de rascacielos a una hipervelocidad sin límites.


Ricardo Gomez Serravalle Real Estate Specialist - Lippy Inmobiliaria




6 visualizaciones0 comentarios

Comentarios


bottom of page